La pagina web de "Ataxia y atáxicos" (información sobre ataxia, sin ánimo de lucro) es: http://www.ataxia-y-ataxicos.es/


martes, 22 de agosto de 2017

14- Villanueva de Odra (La escuela, tercera parte)

Blog "Ataxia y atáxicos".
Por Miguel-A. Cibrián), paciente de Ataxia de Friedreich.

Ver capítulos anteriores de esta serie:
Villanueva de Odra (I parte) // 2- Villanueva de Odra (la iglesia) // 3- Villanueva de Odra (edad moderna) // 4- Villanueva de Odra (población, y despoblación) // 5- Villanueva de Odra (Ermita de La Magdalena) // 6- Villanueva de Odra (Ermita de Santa Brígida) // 7- Villanueva de Odra (Ermita de San Roque) // 8- Villanueva de Odra (Plaza, y fuentes) // 9- Villanueva de Odra (Sagrado Corazón) // 10- Villanueva de Odra (Datos de archivos parroquiales) // 11- Villanueva de Odra (Cofradía de La Vera Cruz) // 12- Villanueva de Odra (La escuela, I parte) // 13- Villanueva de Odra (La escuela, segunda parte)

Notas previas:
1- "Villanueva de Odra es la población rural donde nací, en el año 1954... y, salvo los cursos que estuve en internados durante mi época de estudiante, he vivido hasta mis 61 años. Actualmente, resido en la ciudad de Burgos...
2- Recuerdo que de niño, los habitantes de los poblaciones vecinas "nos machacaban" con la broma de que Villanueva "era el pueblo de las tres mentiras: ni era villa, ni era nueva, ni era de Odra". Tenían razón... en las tres cosas además... pues lo "de Odra" no denota posesión, sino situación a orillas de río Odra...".


*****

He fijado la construcción de las últimas escuelas de Villanueva de Odra, en la década de 1940. No obstante, en una sola ocasión, aventuré decir "hacia" (solo hacia) 1946... Reflexionando sobre estas dos fotografías, tendría que rebajar ese "hacia" en unos tres años... Quizás estas fotos sean del primer curso en dichas escuelas... niños y niñas, por separado... Ambas fotos podrían ser del mismo año: las dos a la puerta de la cercana iglesia y con carteles pegados o clavados sobre ella.


En la foto de los niños, por similitudes con las características físicas actuales, reconocería cuatro muchachos (se me retrotraen, se dice). Alguno recientemente fallecido. Aun así, no puedo citar nombres, puesto que habría de basarme, no en certezas, sino en apreciaciones personales... De todas formas, sería reseñable que en la actualidad (2017) los niños y niñas de estas dos fotos ya superan todos sus 80 años de edad.


Respecto a la foto de las niñas, ando más perdido que el las de los muchachos: Diría reconocer tan sólo un rostro. Tampoco esta diferencia resulta ninguna anormalidad discriminatoria: las mujeres, al menos al casarse, solían abandonar el pueblo para irse a vivir a la población de sus esposos, si, por supuesto, no habían emigrado antes ya: Por ello, carecería de imagen comparativa.

Es evidente que estas fotos reflejan la suma vitalidad del pueblo en la época citada. Con treintayun niños y cuarentayuna niñas... 72 alumnos en total en edad escolar, nadie se hubiera atrevido a predecir que 30 años más tarde cerrarían las escuelas por escasez de alumnado. Le hubieran tratado de loco.

El edificio de las escuelas, después de clausurada su actividad, siguió en pie, durante varias décadas, hasta que fue derribado totalmente para construir, en su lugar, el nuevo ayuntamiento y el centro médico.

*********

Ahora pego un archivo (de mi autobiografía, de un total de tres), referidos a la escuela, esperando que algo sirva para historiar Villanueva.

Escuela rural (III y última parte):

Nuestros juegos, dependiendo de las edades, eran infantiles y requerían mucha movilidad: "A los indios": era deambular con manojo de palitos que se arrojaban a los demás a modo de flechas. ¡Y muerto a quien le golpeara un palito! Pistoleros (infalibles además) que ponían la bala donde ponían el ojo, y mataban a todo aquel que sacara la cabeza de la trinchera: "Andrés. ¡Pas! Muerto". "No vale. ¡No me has visto!". ¡Vaya, follón al canto!. A veces era mucho más serio, y la munición piedras de verdad, aunque siguiera siendo juego. Aún tengo en la cabeza la cicatriz de una herida hecha por una pedrada que me pegó Fernando en su corral mientras jugábamos a la guerra parapetados en unas jaulas de conejos. ¡A veces se daba en el blanco!.... "A caballos". Se corría por parejas. El jinete "cabalgaba", por su propio pie, agarrado a la trasera del jersey del caballo. "¡Ya está bien, hombre, ahora te toca a ti hacer de caballo!". "A matar"... que no era matar a nadie, sino un juego de puntería basado en golpear con tu tejilla la de tu compañero contrincante.

"Las cartas"... (que no era de escritura). Sino de sacar de un cuadrado, golpéandolos a distancia, con un trozo redondeado de suela de zapato (soleta), los cartones de cajas de cerillas... Por cierto, como monaguillo, llegué a jugar a las cartas en la sacristía mientras el cura estaba en el confesonario esperando feligreses... Era normal que todos los niños lleváramos en el bolsillo de forma permanente la (nuestra) soleta y un puñado de cartas... que se ganaban, o se perdían, en el juego.

Entre los deportes, estaba el fútbol. Recuérdese... por aquel tiempo estaba de moda, incluso en Villanueva, por la final de la Eurocopa de 1964, que pudimos ver en el teleclub. España-Unión Soviética. 2-1. Goles de Amancio, y Marcelino. En tiempos cercanos al horario escolar al fútbol se jugaba en la calle entre el jardín de la escuela, y el teleclub y sus jardines. El balón era de goma. Siempre estaba pinchado. No se arreglaba. ¿Para qué? ¡Si no hacía ninguna falta que tuviera aire!... Lejos del horario escolar, se jugaba en las eras. Había buenos campos, de verde césped, pero las porterías las marcaban dos piedras. Siempre surgía la discusión de si fue gol, o el tiro iba demasiado alto. Nada grave, puesto que no había nada en juego. ¡El ganar no era importante!.

Aquí, en las eras, se usaban balones más sofisticados. Recuerdo que tuve un balón de cuero a medias con Andrés. Nos lo dio la empresa Orbea por rellenar un álbum de cromos de Bonanza (serie televisiva) que venían en sus pastillas de chocolate. O sea, nada de regalo... Tras volver de jugar, pegaba al balón un puntapié y lo mandaba al pajar, su sitio de guardado. Para suavizar el cuero, lo untábamos con manteca. Tal vez por eso, le hicieron los ratones un agujero casi del tamaño de una moneda.

También tenía suma importancia el juego de pelota. En cierta forma, más aún que el fútbol. Hoy equivaldría, más o menos, a lo que se ha dado en llamar pelota vasca. La única diferencia es que no existía pared lateral. Por frontón se utilizaba la pared de la torre del campanario de la iglesia. Aquí, a veces, jugaban, por parejas, chicos que ya habían pasado de la edad escolar, incluso ya casados. Y se formaba verdaderos espectáculos de partidas a 22 tantos, revanchas y contrarevanchas.

Si jugando al fútbol siempre fui malo, esto de la pelota era la caraba para un incipiente atáxico. Mejor dejarlo por imposible. ¿Golpear con la mano una diminuta pelota en movimiento? ¡Si al menos hubiera tenido el tamaño de un balón de fútbol!.

A veces queríamos emular los juegos de los hombres casados los domingos en la plaza: la tuta (tusa, o tarusa), y la chana. Si cada uno tiene un reglamento distinto, una característica común sería que ambos son juegos de puntería. A la tuta se tira con doblones circulares de metal a un palito. La chana parece un juego más ancestral, y se tira con piedras redondeadas de forma cilíndrica (cantos rodados escogidos) a cuernos vaca, o de buey. No hace falta decir lo que yo y mi incipiente ataxia pintábamos en estos juegos. Si me correspondía el turno de tirada, por si acaso, todos se apartaban. ¡Más les valía!.

Tuve muchos compañeros en mi etapa escolar. Sin embargo, algunos lo fueron durante tan poco tiempo que apenas me queda recuerdos de ellos. A bastantes les he perdido la pista por completo, e ignoro que ha sido de sus vidas. A la mitad ni siquiera la reconozco en viejas fotografias. Se suman varia circunstancias para que así sea: Unos acaban el ciclo escolar a poco de empezarlo yo, por ejemplo. Por otra parte, está que el incremento de requerimiento de mano de obra en la ciudad, hacía que anualmente se fueran del pueblo familias enteras en busca de futuros mejores. Este fenómeno resulto brutal. De haber dos maestros y 70 alumnos entre niños y niñas, 20 años después, los alumnos del pueblo (que iban en autobús a un colegio de Villadiego), ya podían contarse con los dedos de las manos. Aún así, es necesario hacer constar que los mayores índices de emigración correspondieron a la década de los años 60. Lo cual, curiosamente, coincide con mi tiempo pasado en la escuela rural. Finalmente, habría otro dato a tener en cuenta. Es que un altísimo porcentaje de alumnos no terminábamos el ciclo escolar, sino que nos íbamos con los frailes en busca de una educación que mejorara la calidad de vida de nuestros padres. Esa era a realidad, y no una pretendida vocación.


"El de la corbata es el maestro, D. Arsenio (ya fallecido). A su lado José (muy corpulento... luego emigró a Alemania a trabajar... sólo le he visto en una ocasión) Yo soy el auto-marcado (para que me halléis) con un asterisco entre las zapatillas. Esta foto, dicen, la realizaron unos frailes salesianos, que se llevaron a cinco compañeros aquel año. No sé exactamente de cuando es la foto (1963 o 1964). La fotografía está tomada a la puerta de la iglesia".

Por lo dicho el párrafo anterior y porque la afinidad siempre nos acerca más, es normal que recuerde con un énfasis especial a los llamados quintos (nacidos en el mismo año que uno mismo), y/o a los de año arriba o año abajo.

Poco recuerdo de esa época escolar, como ya he dicho. Fui un niño bastante acomplejado y marginado. El motivo era mi poca estatura y escaso desarrollo físico. Eso me marcó profundamente. La infancia no es la mejor época para aceptar las desigualdades del otro. Siempre tenía que jugar con niños inferiores a mi edad. No pocas veces tuve que escuchar cuando surgían discusiones, dicho con desprecio y como sentencia final para acallar la disputa: "¡Cállate, que no vales ni lo que costo bautizarte!". ¿Y qué se puede hacer ante esto? Nada. Retirarte, humillado.

Si algunos niños se dedicaban a incordiar a las niñas, vecinas de escuela, yo no me solía meter en su terreno. Más de lo mismo. Si había peleas verbales contra el grupo de niños, donde, curiosamente, yo sólo había estado a ver, oír, y callar, como el más débil, acaba llevándome los insultos. ¡Pues, anda, que, dicho con sorna, o sin sorna, no tienen las féminas la lengua afilada, ni nada!. Por lo demás es como si los niños tuviéramos derecho de paso por su territorio hasta doblar la esquina. Y pasábamos, sí... pegados a la acera... a toda velocidad, aún a riesgo de atropellarlas. Cosa distinta era, por ejemplo, meterse a saltar en su soga y/o buscar descaradamente la pelea. Especialistas había. ¡Eso, yo no!.

En cambio, y en sentido contrario, si pasábamos a la clase de la niñas a realizar actividades conjuntas, era el mimado y protegido de la maestra: Doña Anita. Y es que era como un muñequito de cera con cara de niño bueno... aunque no lo fuera tanto. La misma cara que ahora me ha quedado de tonto, muy tonto... sin serlo tampoco tanto... Con la maestra me encontré en 1992. Ni yo la hubiera reconocido a ella, ni ella a mí. Pero iba con mi padre, a quien sí conoce. De todas formas, una silla de ruedas es muy llamativo... y ya había oído ella que yo la utilizaba.

Un curso tuve por compañero de pupitre a Honorino. Por entonces comenzaban a gustarnos las niñas. Y Honorino me daba la lata diariamente con un calendario. No se interprete a la ligera. El calendario no era erótico. Era un calendario de propaganda comercial, de la casa UFAC, con una niña dando leche artificial a unos terneros. El problema es que Honorino había puesto a la niña el nombre de una vecinita.

Aquel mismo curso fui a Villahizán de Treviño para un examen de obtención del certificado de escolaridad. Fuimos cuatro, acompañados por ambos maestros: dos chicas y dos chicos: Lourdes, Primitiva, Honorino, y yo. Los tres eran mayores. Yo llevaba instrucciones de mentir si los inspectores me preguntaban por mi edad.

Al curso siguiente, Honorino estuvo con unos frailes capuchinos, en Pamplona. Lo más probable parece ser que yo intentara irme con él, pero el fraile no me aceptase. Y es que yo me ofrecía a irme con todos los frailes que pasaban por la escuela buscando niños. Siempre escuchaba lo mismo. Al verme tan diminuto, me decían: "¡Oh, niño, tú eres muy pequeño aún. Ya volveré al próximo año por aquí!".

Honorino me escribió una carta de amistad desde Pamplona. No estaba muy contento entre los frailes. Probablemente fuera demasiado trasto para someterse a la férrea disciplina de un internado. Duró solamente un año con los frailes. Su familia, entretanto, había emigrado a Portugalete (Vizcaya). Por ello, no volví a verlo de nuevo hasta pasados 7 u 8 años.

Por fin, un día también a mí me aceptó un fraile. Mi siguiente curso, 1965-1966, sería con los frailes benedictinos de Santo Domingo de Silos.

(Continuará).

********************

lunes, 21 de agosto de 2017

CTI-1601, una terapia en investigación para la Ataxia de Friedreich, ha recibido el estatus de medicamento huérfano por parte de la FDA

Blog "Ataxia y atáxicos".
Por Jose Marques Lopes, PHD ... para "friedreichsataxianews.com" ... (para ver el original, en inglés, pinchar en el enlace "fuente" ... al final del artículo).
(Traducción al español de Miguel-A. Cibrián).

17 de agosto de 2017.


'CTI-1601', de Chondrial Therapeutics, una terapia en investigación para la Ataxia de Friedreich, ha recibido el estatus de medicamento huérfano por parte de la 'Food and Drug Administration' (FDA), de los Estados Unidos.

"Estamos muy contentos de recibir la designación de fármaco huérfano para CTI-1601. Nuestro equipo está trabajando para completar todos los estudios de Investigación de Nuevos Medicamentos (IND) para poder presentar un IND y comenzar ensayos clínicos en humanos", ha dicho en un comunicado de prensa Carole Ben-Maimon, presidenta y CEO de Chondrial Therapeutics.

El proceso de solicitud a la 'Food and Drug Administration' del IND es otro paso en el desarrollo de un fármaco. La FDA le da a una compañía farmacéutica permiso para enviar un medicamento experimental a través de las líneas estatales antes de serle aprobada una solicitud de comercialización.

La Ataxia de Friedreich es causada por una cantidad deficitaria de proteína frataxina, la cual normalmente está presente en las mitocondrias de todos los tejidos... CTI-1601, de Chondrial Therapeutics, utiliza una proteína portadora para administrar frataxina a las mitocondrias, donde la proteína suministrada maduraría y se integraría en el metabolismo mitocondrial... Al rellenar los niveles deficitarios de frataxina, los investigadores se plantean la hipótesis de que los síntomas de los pacientes puedan minimizarse, y la progresión de la enfermedad pueda ser detenida.

La Ataxia de Friedreich es una enfermedad genética y progresiva que afecta a múltiples sistemas, incluyendo el sistema nervioso y el corazón... La enfermedad suele comenzar en la infancia... Los pacientes generalmente presentan alteración de la coordinación muscular, lo cual empeora con el tiempo... Las complicaciones en el corazón pueden causar insuficiencia cardíaca... Los pacientes presentan deficiencias progresivas de habla, oído, visión, y funciones sensoriales.

La Ataxia de Friedreich es la forma más común de ataxia hereditaria. Se cree que afecta a aproximadamente 1 de cada 50.000 personas en los Estados Unidos... La enfermedad es causada por una mutación en el gen FXN, lo que conduce a la deficiencia en cantidad de proteína frataxina... Los investigadores creen que la frataxina es muy importante en las células en el ensamblaje de clusters hierro-azufre, que son cruciales para el buen funcionamiento de muchas proteínas, incluyendo algunas involucradas en la producción de energía.

Los medicamentos huérfanos son terapias potenciales para el tratamiento de enfermedades raras, o las que afectan a menos de 200.000 personas en los Estados Unidos... La 'Food and Drug Administration' otorga la designación si hay una base médicamente plausible para el uso del potencial fármaco.

La designación como fármaco huérfano proporciona a las empresas farmacéuticas importantes incentivos para su desarrollo, incluyendo créditos fiscales para exámenes clínicos, exención de una tarifa de usuario de medicamentos recetados, y acceso a la asistencia para realizar el protocolo por parte de la 'Food and Drug Administration'.

Las empresas también pueden beneficiarse de siete años de exclusividad de mercado si el medicamento finalmente fuese aprobado por la 'Food and Drug Administration'.

*****

Aclaración: 'Friedreich's Ataxia News' es estrictamente un sitio web de noticias informativas sobre la enfermedad. No proporciona consejo médico, diagnóstico, ni tratamiento. Su contenido no pretende ser sustituto de la opinión médica... Siempre, busque el asesoramiento de su Dr. ante cualquier cuestión respecto a la salud... Nunca ignore los consejos médicos, o demore en buscarlos debido a algo que haya leído en este sitio web.

Fuente, en inglés: https://friedreichsataxianews.com/2017/08/17/friedreichs-ataxia-investigative-therapy-cti-1601-orphan-drug-status-chondrial-therapeutics/

********************

viernes, 18 de agosto de 2017

La Food and Drug Administration confirma la escala mFARS como principal medición en la fase II del ensayo de Omaveloxolona como potencial terapia para la Ataxia de Friedreich

Blog "Ataxia y atáxicos".
Por Larry Luxner ... para "friedreichsataxianews.com" ... (para ver el original, en inglés, pinchar en el enlace "fuente" ... al final del artículo).
(Traducción al español de Miguel-A. Cibrián).

15 de agosto de 2017.


La 'Food and Drug Administration' de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) ha acordado que Reata Pharmaceuticals puede usar la Escala modificada de Clasificación de la Ataxia de Friedreich, mFARS, como criterio de valoración primario para la segunda parte de su posible ensayo clínico, de Fase 2, para evaluar la omaveloxolona como tratamiento para la Ataxia de Friedreich.

Esta decisión llegó como respuesta a la petición de Reata de que la 'Food and Drug Administration' confirmara su proyecto anterior en sentido de que, dependiendo de los resultados del ensayo, la escala mFARS pudiera servir para apoyar la aprobación de la omaveloxolona... La terapia oral está en línea, para posiblemente convertirse en el primer tratamiento aprobado por la 'Food and Drug Administration' para las pacientes con Ataxia de Friedreich.

El ensayo, llamado MOXIe (NCT02255435), está patrocinado por Reata, con AbbVie.. con sede en Chicago... y 'Friedreich's Ataxia Research Alliace, FARA', como asociación colaboradora participante, sin ánimo de lucro.

La 'Food and Drug Administration' también indicó que puede conceder una aprobación acelerada, o completa, basándose en los resultados generales del ensayo y en la solidez de sus datos. Y recomendó que Reata ampliara la duración del tratamiento en esta parte del ensayo MOXIe, y agregara también un resultado informado por los pacientes, o basado en otras medidas identificadoras de eficacia.

"Esta comunicación de la 'Food and Drug Administration' confirma nuestra opinión de que la escala mFARS podría apoyar la aprobación en Ataxia de Friedreich, y creemos que deja abierta una oportunidad para la plena aprobación si el ensayo produce resultados clínicos sólidos", ha dicho en un comunicado de prensa Colin Meyer, médico jefe de Reata. "Seguimos comprometidos a avanzar rápidamente con omaveloxolona para que pueda ser el primer tratamiento aprobado para esta condición grave, discapacitante, y que acorta la vida".

La segunda parte del ensayo MOXIe es un estudio doble ciego, aleatorizado, controlado con placebo, y multicéntrico, para evaluar la seguridad, tolerancia y eficacia de la omaveloxolona en pacientes con Ataxia de Friedreich, un trastorno hereditario y poco frecuente del sistema nervioso.

El ensayo inscribirá alrededor de 100 pacientes, de 16 a 40 años de edad, asignados al azar a 150 mg de omaveloxolona o placebo. Su objetivo principal es la mejora, vista a través de la escala en mFARS, de los pacientes tratados con omaveloxolona, en comparación con un grupo de placebo, a las 48 semanas. Otros objetivos incluyen el cambio de la línea de base en el trabajo máximo durante las pruebas de esfuerzo máximo.

Los resultados de la Parte 1 del ensayo MOXIe demostraron que la omaveloxolona activaba una proteína llamada Nrf2 -suprimida en pacientes con Ataxia de Friedreich-... y esto se ha relacionado con mejoras en sus funciones mitocondriales y neurológicas: Siendo objetivos de este factor de transcripción restaurar la función mitocondrial, reducir el estrés oxidativo, y resolver la inflamación.

En esa primera parte, 69 pacientes recibieron dosis crecientes de omaveloxolona o placebo, entre 5 y 300 miligramos, para evaluar la dosis máxima tolerada. Los investigadores determinaron que una dosis de 160 mg. tenía el mayor efecto terapéutico. Los resultados mostraron funciones neurológicas mejoradas a las 12 semanas de tratamiento a esa dosis en pacientes sin deformidades de los pies. Esto equivale a recuperar uno o dos años de progresión de la enfermedad, anunció la compañía en junio.

Reata ha iniciado el cribado de pacientes para el estudio, y planea asignar al azar a los participantes el los grupos, medicamento o placebo, a finales de este año, para terminar el ensayo en febrero de 2019. Los investigadores llevarán a cabo el estudio en cinco estados: California, Florida, Georgia, Iowa, Ohio, y Pennsylvania. También en Australia, Austria, y el Reino Unido.

La omaveloxolona, anteriormente conocida como RTA 408, ha sido desarrollada específicamente para atacar las características biológicas de la Ataxia de Friedreich, al activar una proteína, llamada Nfr2, que es menos activa en los pacientes.

A principios de este mes, Reata, con sede en Irving, Texas, anunció que una venta de acciones había generado un importe añadido de 115,9 millones de dólares para apoyar el desarrollo clínico de la omaveloxolona y otros compuestos de sus proyectos. La 'Food and Drug Administration' otorgó el estatus de medicamento huérfano a la omaveloxolona para tratar la Ataxia de Friedreich a finales de junio.

*****

Aclaración: 'Friedreich's Ataxia News' es estrictamente un sitio web de noticias informativas sobre la enfermedad. No proporciona consejo médico, diagnóstico, ni tratamiento. Su contenido no pretende ser sustituto de la opinión médica... Siempre, busque el asesoramiento de su Dr. ante cualquier cuestión respecto a la salud... Nunca ignore los consejos médicos, o demore en buscarlos debido a algo que haya leído en este sitio web.

Fuente, en inglés: https://friedreichsataxianews.com/2017/08/15/fda-confirms-use-of-mfars-as-primary-endpoint-in-trial-for-reatas-fa-therapy-omaveloxolone/

********************

jueves, 17 de agosto de 2017

Adolescente diagnosticado con un trastorno genético raro que afecta el habla y el movimiento

Blog "Ataxia y atáxicos".
Extraído de "indianexpress.com" ... (para ver el original, en inglés, pinchar en el enlace "fuente" ... al final del artículo).
(Traducción al español de Miguel-A. Cibrián).

12 de agosto de 2017.

Las pruebas mostraron el trastorno sufrido en su familia materna, con al menos cinco de sus familiares,
que tienen diferentes formas de ataxia. (Imagen de representación)

*- El adolescente sufre de ataxia espástica autosómica recesiva de Charlevoix-Saguenay (ARSACS), la cual es predominante en Canadá y ha sido reportada en Japón, Turquía, Túnez, España, Italia, y Bélgica.

Un adolescente de 16 años, de Airoli, ha sido identificado como una de las pocas personas en La India que viven con un tipo genético raro de ataxia. Las pruebas mostraron que el trastorno sufrido en su familia materna, con al menos cinco de sus familiares que tienen diferentes formas de ataxia. El miércoles, su caso se publicó en línea en 'International Movement Disorder Journal'.

Trastornos neurológicos afectando al movimiento del cuerpo, al equilibrio, y al habla, son frecuentes en La India. Sin embargo, el adolescente sufre ataxia espástica autosómica recesiva Charlevoix-Saguenay (ARSACS), la cual es predominante en Canadá, y también ha sido reportada en Japón, Turquía, Túnez, España, Italia, y Bélgica.

"Sólo hay unos cuantos casos en La India según he oído a colegas médicos. Pero no cada caso está documentado. Éste es un trastorno muy raro", ha dicho el neurólogo pediátrico Neelu Desai, del Hospital Hinduja.

El niño mostró síntomas de ARSACS a la edad de dos años, cuando a menudo se caía mientras caminaba. "Sus movimientos de piernas no eran apropiados, y babeaba mucho", ha dicho su padre, un maestro de la escuela del gobierno, en Navi Mumbai.

La familia intentó ayurveda (especie de alimentación y rehabilitación), y más tarde consultó con algunos neurólogos para mejorar sus movimientos. Cuando ya tenía 12 años, fueron capaces de diagnosticar el tipo correcto de ataxia que el muchacho sufría... En los últimos meses, la sangre y las pruebas genéticas han mostrado que su madre tiene genes recesivos para el citado trastorno. Aunque a ella no le afectaba, el trastorno corría en su madre, tío, y primos, en diferentes formas.

La incidencia de SCA3 (ataxia espinocerebelosa) es la más común en La India. "Los síntomas de ARSACS son similares a otras formas de ataxia, aunque el tratamiento puede variar. Hemos puesto al adolescente bajo medicación, para mejorar las funciones cerebrales. La fisioterapia ayuda a mejorar el movimiento", ha dicho el doctor Pankaj Agarwal, neurólogo del hospital... No hay tratamiento para curar la ataxia.

El joven tiene estrés en las piernas, y espasticidad en los músculos. "La investigación sobre esto todavía está en marcha. El tratamiento sólo puede ser sintomático", agregó el Dr. Agrawal.

Con la medicación, su familia dice que el niño es capaz de andar en bicicleta, jugar, y acudir a la escuela regularmente. Se sigue enfrentando a dificultades en el habla. "Pero babea menos a medida que se hace mayor", dice su padre.

*****

Fuente, en inglés: http://indianexpress.com/article/cities/mumbai/mumbai-teen-diagnosed-with-rare-genetic-disorder-that-affects-speech-and-movement-4792806/

********************

miércoles, 16 de agosto de 2017

13- Villanueva de Odra (La escuela, segunda parte)

Blog "Ataxia y atáxicos".
Por Miguel-A. Cibrián), paciente de Ataxia de Friedreich.

Ver capítulos anteriores de esta serie:
Villanueva de Odra (I parte) // 2- Villanueva de Odra (la iglesia) // 3- Villanueva de Odra (edad moderna) // 4- Villanueva de Odra (población, y despoblación) // 5- Villanueva de Odra (Ermita de La Magdalena) // 6- Villanueva de Odra (Ermita de Santa Brígida) // 7- Villanueva de Odra (Ermita de San Roque) // 8- Villanueva de Odra (Plaza, y fuentes) // 9- Villanueva de Odra (Sagrado Corazón) // 10- Villanueva de Odra (Datos de archivos parroquiales) // 11- Villanueva de Odra (Cofradía de La Vera Cruz) // 12- Villanueva de Odra (La escuela, I parte)

Notas previas:
1- "Villanueva de Odra es la población rural donde nací, en el año 1954... y, salvo los cursos que estuve en internados durante mi época de estudiante, he vivido hasta mis 61 años. Actualmente, resido en la ciudad de Burgos...
2- Recuerdo que de niño, los habitantes de los poblaciones vecinas "nos machacaban" con la broma de que Villanueva "era el pueblo de las tres mentiras: ni era villa, ni era nueva, ni era de Odra". Tenían razón... en las tres cosas además... pues lo "de Odra" no denota posesión, sino situación a orillas de río Odra...".


*****


En esta fotografía, relativamente antigua, puede apreciarse una pequeña parte de las escuelas construidas en la década de 1940 (ángulo inferior derecha). Tal edificio ya no existe en la actualidad: fue derribado, para construir en su lugar, el nuevo ayuntamiento y el centro médico.

También puede apreciarse en la foto la imagen del Sagrado Corazón de Jesús sobre la torre del campanario, junto a las veletas. Como se dijo en este serial en capítulo sobre ello, este monumento fue añadido a la torre el año 1944, y derribado por un rayo en 1984... Según dicen, allí anteriormente anidaba la cigüeña... Hoy, simplemente, hay una cruz de hierro.

Finalmente, en la fotografía, debajo de las campanas, puede verse el reloj instalado en 1759, tal y como dijimos en el capítulo de archivos parroquiales, y volvemos a mencionar al final del de hoy... Actualmente nada de dicho reloj es visible desde el exterior de la torre.

*********

Ahora pego un archivo (de mi autobiografía, de un total de tres), referidos a la escuela, esperando que algo sirva para historiar Villanueva.

Escuela rural (II parte):

Y volviendo a la escuela, mi primer maestro se llamó D. Daniel. Ni siquiera recuerdo su apellido, ni su rostro. Solamente continuó en el pueblo curso y medio tras mi inicio escolar. Fue trasladado, y nunca lo he vuelto ver. Como flash de D. Daniel solamente recuerdo que meses antes de marcharse, a quienes hicimos la primera comunión aquel año (yo aún no había cumplido los 7), tras la Misa, nos invitó a su casa. Su esposa nos preparó un desayuno de chocolate con churros, y ambos nos entregaron un pequeño obsequio personal, que ni siquiera recuerdo de qué se trataba... Y, por cierto, la casa citada, donde vivían, que era propiedad del ayuntamiento, años después, se derrumbó, y no queda de ella nada de nada.

De mi primer año escolar, sí recuerdo que sacaba la bandera a la ventana, y se cantaba el "cara al sol". Es necesario anotar que tal acto no guardaba relación con la ideología del docente. Más bien, podría pensarse que fuera una norma ministerial. Tal costumbre desapareció como por arte de magia. No sé lo que ocurrió con la bandera. Lo más factible es que terminara como trapo para borrar el encerado (pizarra). Sí recuerdo que el asta de la bandera era de color verde. Posteriormente, se utilizó como atizador. Al ser de madera dura, aguantó mucho tiempo en esta tarea... Respecto al "cara al sol", sí recuerdo que teníamos parodias humorísticas que implicaban en la letra nombres de vecinos del pueblo. Lo cual indica claramente que no se puede dar lectura, en cuanto a afiliación política, a tales hechos relatados.

El siguiente maestro fue D. Arsenio. Era muy joven. Tan joven que aún tenía pendiente de realizar el servicio militar. Recuerdo que mientras hizo parte de su mili, tuvimos un maestro substituto. Era jovencito y pelirrojo. Eso es lo único que me queda del reemplazante en la memoria. De D. Arsenio, en cambio, recuerdo bastante: Se casó con la sobrina del cura. Siguió aquí de maestro hasta que, a causa de la marcha de familias a la ciudad en busca de mejores porvenires, se quedó la escuela sin alumnos suficientes para su funcionamiento. Los escasos niños que había, eran trasladados en autobús, diariamente, a un nuevo colegio comarcal, en Villadiego, a unos 12 km.

D. Arsenio, aunque consiguió plaza de docente en el nuevo colegio comarcal de Villadiego, siguió viviendo en el pueblo. Se trasladaba diariamente al centro de trabajo en su coche particular. No sólo fue vecino mío por vivir en el pueblo, sino también por vivir a 30 metros de mi casa... lo cual, incrementa el grado de vecindad. Lamentablemente falleció en plena juventud, en 1881, a causa de un tumor cerebral. Dejó viuda y dos hijos.

En sus inicios, D. Arsenio fue de la antes citada ideología de "la letra con sangre entra" de mi abuelo. No hay nada que alegar... y sería absurdo hacerlo. Los tiempos eran así. También él fue evolucionando al compás de las costumbres impuestas por el paso del tiempo. Yo mismo fui testigo de tal paulatina evolución. Lo cierto es que durante los primeros años, la regla anduvo lista para pegar, no para medir. Hablar en clase, no hacer la tarea o hacerla mal, o no saberse la lección, era penalizado con 10 palmetazos en las manos.

Obviamente, yo fui un privilegiado... no sólo por mi docilidad (que posiblemente no fuera virtud personal, sino derivación de un complejo), sino también por mi constancia en hacer tareas e intentar aprender las lecciones de cada día. Algún alumno se llevó demasiada leña.

Tampoco creo que la práctica del castigo sea solución a nada. Alguno se acostumbra a los golpes, y se acabó... ya todo le da igual. Sí vi que esta práctica llevara a bastante animosidad de los alumnos contra el maestro. Pero no es nada que haya perdurado al paso del tiempo. Nadie guarda rencores por cuestiones que no llevan intención de dañar. Pasados 40 años, hablando con otros alumnos, más castigados que yo, no he visto resquemor.

Esto de los palmetazos tenía su cosa. Algunos corrían intercambiando las manos... de modo que la operación era casi un visto y no visto. Otros sacudían las manos, las soplaban, se quejaban, y hacían toda clase de parsimonias que prolongaban la operación. Decíase que había que untarse las manos con ajo para que rebotara la regla, sin hacer daño. Ignoro si se decía por guasa, o con sinceridad. Nunca lo probé. Me temo que si al maestro le hubiera olido a ajo, te habría mandado a lavarte, ya la vuelta, los reglazos, en vez de 10, habrían sido 20.

D. Arsenio, al llegar a clase se colocaba unos guardapolvos azules. Visto desde la actualidad, puede parecer raro. No lo era. Escribía muchísimo en los encerados (pizarras), y lo borraba él mismo. Era, pues, algo necesario para proteger su ropa del polvillo blanco de la tiza.

En fin, el maestro, en aquellos tiempos, tenía autoridad total. En un inicio, podían existir otra clase de castigos en apariencia menos crueles que los palmetazos, pero a larga más duros. Poco a poco se fueron suprimiendo. Pero, podían dejarte sin recreo, que era intranscendente. Podían dejarte encerrado en la escuela durante el horario de comida. Lo cual, en primera instancia, parecía un simple cachondeo. Hasta podía irse uno de machito, porque, a su vuelta a clase tras la comida, los compañeros te llevaban un poquito de pan, y te lo entregaban por la ventana... y ya el no va más, era si la dádiva provenía de alguna niña. Pero... tenía su tremendo "ay" en una segunda instancia: ¿Cómo explicar a los padres que no había ido a casa a comer?. No había más remedio que decir la verdad, aunque se intentara matizar y hasta disfrazar. En tal caso, dijeras cuanto dijeras, si tu padre no te pegaba un soplamocos inmediatamente, te iba a lanzar un sermón que terminara diciendo: "¡Algo habrás hecho... bien se te está"!.

Obsérvese la diferencia, en este sentido, de aquel ayer, con actualidad. Hoy los padres te dirían: "¡Ay, mi niño! Ese maestro es un hijo de puta, que te tiene manía. Ahora mismo voy a hablar con el director y hasta con el Ministro de Educación para que lo pongan de patitas en la calle!".

Otro posible castigo podía ser dejarte encerrado varias horas tras la salida de clase. Dicho así, parece un sinsentido, pero no lo era. El castigo consistía en que, de esa forma, te privaban de poder ir a ver al teleclub determinada película, o serie televisiva... Incluso, no sé a título de qué, podían hacerte ir a la escuela una tarde, en hipótesis libre, para dejarte encerrado. Yo mismo, con todos los compañeros de la clase, estuve encerrado una tarde, libre, de martes de carnaval. No recuerdo lo que hicimos de malo, pero una tarde de martes de carnaval era especial y había una mascarada tras la salida del Rosario.

Sin embargo, los párrafos anteriores pueden dar una errónea impresión, falseando totalmente la realidad. Lo dicho, simplemente son métodos acordes con las costumbres de aquellos tiempos. Buscar a tales formas cualquier relación con la mala intención del instructor, sería como rizar el rizo de la estupidez. Acertar, o equivocarse, en las formas, no denota actitudes negativas intencionadas. No cabe duda de que D. Arsenio fue una persona totalmente comprometida tanto con la educación de los alumnos, como con el bienestar de los vecinos del pueblo. Lo primero es demostrable con las llamadas "permanencias": prolongación gratuita de su horario de clase para quienes decidieran asistir a cursos especiales, o para alumnos necesitados. Yo mismo tengo que agradecerle una educación especial cuando me fue necesaria, incluso en su propia casa... Y lo referido al bienestar de los vecinos del pueblo, queda patente en el hecho de asumir la dirección de vecinos en el proyecto de traída e instalación de agua corriente en las casas, en 1975.

No voy a ser yo quien defienda aquel modelo educativo, en decadencia, plagado de abusos. Pero tampoco aplaudiré el actual. Parece que vamos como un péndulo: de un extremo a otro, sin detenernos en un punto intermedio, que sería lo ideal. Al docente actual se le ha restado cualquier autoridad, lo cual redunda en falta de interés educativo, y le obliga a la única meta de evitar cualquier mal rollo con los alumnos, hagan lo que hagan y se comporten como se comporten.

Como notas pintorescas de mi estancia (en inicio) en la escuela rural, poco, o nada, entendibles desde la actualidad, diré que se estudiaba cantando. Tal y como describe Antonio Machado en uno de sus poemas: "Y todo un coro infantil / va cantando la lección / cien veces ciento, diez mil, / mil veces mil, un millón". Que solamente teníamos un libro de texto que englobaba todas las asignatura: la enciclopedia Álvarez.... que durante los primeros años, para escribir y hacer cuentas, utilizábamos pequeñas pizarras personales y escribíamos con pizarrines... que para borrar la pizarra, se la humedecía echándole el aliento, y se borraba con la manga del jersey... que se escribía con plumas a cuyo extremo se insertaba el plumín... que en los pupitres había tinteros de loza... que los secantes (papel secante) eran imprescindibles... que si mojabas demasiado el plumín en el tintero, lo más probable es que se escullase, y te cayera un tintón en el papel o en el pupitre...

Y por el mismo estilo anecdótico, en relación a la famosa película de Berlanga (1952), "Bienvenido Mr. Marshall", recuerdo el bidón de leche en polvo de los americanos. Y, en parecida actuación a la reflejada en dicha cinta cinematográfica, vienen a mi memoria las banderitas que nos dieron a los niños para que agitáramos sin cesar cuando vino el gobernador... aunque no sé a lo que vino. Ya sé que en la citada película suena a chiste, aunque no lo era tanto, sino una realidad narrada en tono cómico.


"La niña de la foto es mi hermana, Piedad. Las diferentes escuelas estaban adosadas. Estas fotos no estaban encargadas. Los fotógrafos se presentaban en las escuelas y hacían fotos, que luego intentaban vender a nuestros padres. Ponernos juntos a los hermanos, y con esa pose (aquí aún no existía eso del teléfono), era un excelente gancho para que nuestra madre comprara la fotografía".

He de decir que las escuelas tenían un sistema de calefacción muy castellano. Se basa en el hipocausto romano. Es decir, en gran parte las aulas eran huecas por debajo. El mantenimiento era baratísimo. La energía se conseguía mediante la quema de paja de cereal. Y eso en esta comarca agraria sobra, y es gratuito. Era totalmente limpio, pues el atizado no se realizaba desde la sala de clase, sino desde el portalillo. Eso sí, la llevada cabo resultaba un poco engorrosa. Nos encargamos los propios alumnos... por parejas... un novato con un veterano. Cada semana cambiaba de pareja de encargados. Por todas las circunstancias que rodeaban a esta labor, no era un trabajo, sino algo que se deseaba con ilusión que te tocara.

En los recreos, tras regresar de casa con un bocadillo, merodeábamos las calles que circundaban la escuela, la iglesia, y el teleclub. La calles eran de tierra. Nada de cemento, ni de asfalto. Las gallinas andaban sueltas por la calle... y por ella, pasaban ovejas, vacas, y mulas. Y, sin embargo, no había suciedad. No había vehículos... a no ser algún carro arrastrado por animales. También había espacio verde para retozar revolcándonos cuando llegaba la primavera y no existía humedad.

En los recreos, incluso bajamos al tojo del puente del río... a arrojar lanchas (piedrecitas) que saltaban sobre el agua. Alguna vez el tojo estaba tan helado, que los más valientes se daban un paseo por encima del hielo. Tampoco era tanta la lejanía de la escuela. No creo que estuviera a más de 40 metros. La llamada a entrar de nuevo en clase, tras el recreo, era muy fácil. Coincidía con el toque de campanas, a las 12:30, llamado "mediodía", que el campanero realizaba puntualmente. En hipótesis, desde tiempos inmemoriales, el toque de mediodía servía para que los trabajadores del campo, regresaran a casa, a comer.

Fuera de los horarios escolares, otro toque de campanas que nos servía de referencia a los niños era el de llamado "oraciones", a las 21:00. ¡A casa, a cenar!. Puede parecer raro, pero no lo es tanto si pensamos que los niños estábamos totalmente libres por la calle. Podría pensarse que a esa hora es muy tempano para el regreso a casa en verano. La verdad es que era en verano cuando la mayoría de los niños, dependiendo del oficio de sus padres, no tenía tiempo libre. Desde la más tierna infancia, cada uno en la medida de sus posibilidades estaba obligado a implicarse en las tareas familiares de la recolección agrícola. Esta es otra cuestión, similar a la anterior de los castigos y los movimientos pendulares, yendo de extremo a extremo. Por supuesto, no es bueno hacer trabajar a un niño de forma constante. ¿Pero se puede esperar responsabilidad en el trabajo, de la noche a la mañana, de alguien que en su vida nunca se ha responsabilizado de nada que no sea la juerga y vivir a cuenta de sus padres?.

Y, siguiendo con los horarios, en la torre de la iglesia había un reloj mecánico de enormes pesas, y con números romanos en su parte exterior. Nunca lo vi en funcionamiento. Es de suponer que estuvo funcionado durante décadas, antes de cansarse. Debió ser ruidoso marcando las horas, pues en apariencia, un mecanismo accionaba un campanillo. Vino varias veces a repararlo, sin éxito, un hombre del que, por respeto, no quiero escribir su nombre. En hipótesis, era un borracho, y los niños le seguíamos a distancia, entre miedo e hilaridad. Se reía de todo, de él y de nosotros. Beber, no sé si bebía... creo que sí... merodeaba las cantinas... lo que tampoco sé es si comía... apenas nada... supongo...

Era como si su estilo de vida fuera una filosofía. No sé quién era, ni porque vivía así... ni puedo juzgar a nadie, ni me da la gana hacerlo... Este señor parecía muy diferente a la gente de los pueblos. Se decía que alguna vez fue importante y con dinero. Parecía muy culto, aunque entremezclara tonterías con reflexiones bien hechas y bien expresadas... como si su cerebro funcionase a ráfagas, y cambiara constantemente de conversación... o, sin acabar una, empezara otra. No lo sé. Lo único cierto es que amanecía durmiendo en cualquier pajar, o casa en ruinas, sin siquiera una manta con la que taparse, aparte de la ropa que habitualmente llevaba puesta
.

(Continuará).

********************

martes, 15 de agosto de 2017

Nuevos tratamientos para combatir un trastorno raro que causa estragos en aisladas comunidades indígenas

Blog "Ataxia y atáxicos".
Extraído de "medicalxpress.com" ... (para ver el original, en inglés, pinchar en el enlace "fuente" ... al final del artículo).
(Traducción al español de Miguel-A. Cibrián).

11 de agosto de 2017.


Investigadores de la Universidad Macquarie, en Australia, han desarrollado el primer modelo de pez cebra para la enfermedad neurodegenerativa Machado-Joseph, y utilizado este modelo animal para probar fármacos que podrían ser usados ​​para tratar la enfermedad, la cual afecta desproporcionadamente a australianos indígenas.

La enfermedad Machado-Joseph, o ataxia espinocerebelosa 3 (SCA-3), es una enfermedad hereditaria causada por una mutación genética, que conduce a una pérdida progresiva de control y movimiento musculares. La mayoría de las personas afectadas por esta enfermedad necesitan usar silla de ruedas y apoyo constante a partir de los 15 años posteriores a la aparición de los primeros síntomas.

Los investigadores entregaron al pez cebra el gen causante de la enfermedad humana, creando el primer modelo de pez cebra transgénico para la enfermedad, permitiéndoles comparar el movimiento, la patología y vida útil de los peces que portan una versión saludable, con los que llevan la versión causante de la enfermedad.

"El pez cebra es pequeño y transparente, lo cual nos permite ver cómo se desarrolla la enfermedad. Haber sido capaces de utilizar el pez cebra para modelar la Enfermedad Machado-Joseph es una gran victoria para quienes trabajamos en el desarrollo de tratamientos para esta discapacitante enfermedad", ha dicho la Dra. Angela Laird, Investigadora en Ciencias Biomédicas de la Universidad Macquarie.

"Los hijos de afectados por esta ataxia espinocerebelosa tienen un 50 por ciento de probabilidades de padecer la enfermedad, pudiendo experimentar síntomas más graves y a una edad más temprana que su progenitor... Es evidente que necesitamos realizar más avances para apoyar a las personas que viven con la enfermedad".

A la vez que los peces cebra absorben los medicamentos añadidos al agua donde nadan, el equipo pasó a probar el efecto del tratamiento en el pez cebra con una sustancia llamada calpeptina, y descubrió que eliminó la mayor parte de la proteína causante de la enfermedad.

"Estos resultados fueron aún más prometedores de lo que habíamos anticipado: la calpeptina no sólo eliminó los fragmentos de la proteína causante de la enfermedad, sino toda la proteína misma", añadió la Dra. Laird. "Descubrimos que el tratamiento con calpeptina desencadenó la autofagia, un proceso mediante el cual se eliminan las proteínas tóxicas en el cuerpo... Una vez eliminada la proteína causante de la enfermedad, se observaron mejoras en el movimiento del pez cebra modelo de la enfermedad... Los fármacos que desencadenan el proceso de autofagia podrían ser una manera prometedora de tratar no sólo la Enfermedad Machado-Joseph, sino también otras enfermedades... Gracias a este modelo, podemos continuar probando con rapidez la calpeptina y otras substancias relacionadas, contribuyendo, en última instancia, al desarrollo de un futuro tratamiento eficaz para la enfermedad".

*****

Fuente, en inglés: https://medicalxpress.com/news/2017-08-treatments-rare-disorder-wreaking-havoc.html

********************

lunes, 14 de agosto de 2017

La paciencia del Santo Job

Blog "Ataxia y atáxicos".
Por Miguel-A. Cibrián), paciente de Ataxia de Friedreich.

Combinado de seriedad con humor... .... Escribí esto hacia la mitad de la década de 1990:

**********

En la actualidad, algunos creen que las historias tipo Romeo y Julieta son cosas del pasado, propias solamente de tiempos medievales. Lo cual ni siquiera sería real, porque en el pasado se han llevado en muchísimas ocasiones los matrimonios de conveniencia. Hoy, en la sociedad del mundo desarrollado, cuando en teoría ése parece un aspecto más libre, se tiene del amor una idea más material importada de la expresión francesa: "faire l'amour". Según esa forma de decir, hacerlo, lo hacen, pero, quienes abusan de la expresión, y la viven, ¿sienten por el otro conyugue algo más allá de un deseo sexual incapaz de resistir los embates de cualquier circunstancia adversa? Hoy la gente se casa, se descasa y se vuelve a casar, o se junta, se separa y se rejunta, con una facilidad asombrosa.

Pero para poder generalizar, no ha de dejarse llevar por apariencias ni por las experiencias de cuatro pelagatos, con carnet de famosos los cuales pueblan las revistas denominadas del corazón: Todavía quedan por el mundo románticos no menos enamorados que los citados personajes protagonistas de la obra teatral del autor dramático William Sakespeare, y dispuestos a llevar su amor hasta la muerte. Y si no se lo creen, escuchen esta historieta de humor sucedida en medio del caos del juzgado de guardia de una gran ciudad:

Su señoría, el juez, intentaba poner orden a golpe de mazo en aquella ruidosa sala donde todos hablaban a la vez y entraban y salían sin ton ni son. Se trataba de enjuiciar por sentencia rápida el caso 6008, que correspondía un presunto ladrón a quien el dueño de una boutique había sorprendido en su establecimiento a altas horas de la madrugada. El Sr. Juez, después de leer para sí por encima de las gafas las acusaciones, recopiladas por el Secretario del juzgado, se encargó de recordar a los presentes en la sala el numerito en cuestión:

- Caso 6008. Proceso seguido contra el acusado Ángel Martínez, pillado "in fraganti" a las 12 de la noche robando en el comercio de venta de ropa femenina 'Caperucita Roja'.

Volvió a sonar el mazo para requerir silencio al público.

- ¡Silencio, por favor!.

Era el turno de interpelaciones del Sr. fiscal y, haciendo uso de su vez, planteó sus interrogantes al acusado:

- ¿Sr. Ángel, entró o no entró usted a robar en la fecha de autos a la mencionada tienda de ropa?.

- Protesto, señoría: El fiscal está coaccionando al acusado con interrogantes directos -intervino el abogado defensor de oficio-. Debería retirar la expresión "a robar".

- No ha lugar la protesta -replicó el Sr. juez, que ya se estaba durmiendo-. En la recopilación de hechos consta la expresión "in fraganti".

- Está bien. Está bien -corrigió el fiscal-. Aunque el Sr. juez no me lo pide, repito la pregunta según sus deseos: ¿Entró, o no, en la fecha de autos a la mencionada tienda de ropa?.

- Sí, lo confieso, he entrado. Y, además, he entrado cuatro veces el mismo día -respondió el acusado.

- ¿Cuatro? -preguntó el fiscal sorprendido, porque no podía esperarse aquella clase de respuesta-. Le advierto a usted que aquí no estamos de bromas, este juicio es muy serio. En el desempeño de mi oficio he oído siempre negar los hechos a los acusados, pero nunca multiplicar los delitos por cuatro.

- Solicito que se aplace la sesión para advertir al acusado que sus declaraciones pueden ser utilizadas en su contra pidió el abogado defensor.

- Solicitud denegada -replicó el juez mirando por encima de las gafas-. Esto es un juicio rápido. Tal solicitud sólo podría ser concedida en un juicio por el trámite normal. Continúe la sesión.

- Verá usted -se explicó el acusado-. Yo no he multiplicado los delitos por cuatro. Entendámonos: a robar sólo entré la primera vez.

- ¿Y las otras tres veces siguientes puede decirnos a qué entró usted?.

- Sencillo. Las otras tres veces entré para descambiar el vestido robado, porque no le gustaba a mi mujer el color del anterior.

En aquel momento, se acercó al estrado del Sr. Juez el propietario del establecimiento 'Caperucita Roja', víctima del robo y, en voz alta para que lo oyese bien el público, repitió:

- ¡Retiro la denuncia! ¡Retiro la denuncia!.

- Como demandante está usted en su perfecto derecho a retirarla -dijo en tono firme el magistrado-. El caso queda cerrado. Pero... ¿podría decirme la causa de su repentino cambio de parecer?.

- Señoría, no ve usted que el acusado es un pobre hombre que tiene más paciencia que el santo Job: ¡Cualquiera de nosotros sólo habría vuelto allí, no para descambiar el vestido, sino para descambiar a la mujer!.


*******************